Cómo manejar a un conductor agresivo que te pone nervioso

En un mundo perfecto, todos los conductores pondrían la seguridad por encima de todo. Pero en el mundo real, las cosas no funcionan de esta manera. Siempre habrá gente en la carretera que no esté interesada en tu seguridad. Van a hacer lo que quieran, cuando quieran.


Si se encuentra muy cerca de un conductor agresivo, es natural que se le pongan los nervios de punta. Afortunadamente, hay pasos que puede tomar para calmarlos. Haz lo siguiente:


1. No pierda la concentración: aún debe concentrarse en la carretera y en lo que sucede a su alrededor. No dejes que esta persona te desvíe.


2. Crea espacio: no querrás conducir cerca de esta persona, como directamente a su lado en una autopista. Cree espacio avanzando por la carretera o retrocediendo, lo que sea más seguro.


3. Deténgase y pida ayuda: esta es una llamada de juicio. A veces, tiene sentido pedir ayuda, por ejemplo, si la persona es un peligro para todos en el camino. Otras veces, te tranquilizarás después de que la persona se haya ido. La decisión es suya, pero nunca está de más pecar de cauteloso.


Incluso si sigue estos pasos, aún podría sufrir una lesión como resultado de la agresión o negligencia de otro conductor.


Si esto sucediera, tome medidas para estabilizar su salud, presente una reclamación de seguro y proteja sus derechos legales. El accidente tiene el potencial de afectarlo por el resto de su vida, por lo que debe obtener toda la compensación que se le debe.

0 views0 comments

©2020 by Alex Hanna Law. All Rights Reserved l Disclaimer and Privacy Policy